15 junio 2009

Sólo he querido que me quisieras
que me quisieras con un amor capáz de abrasar el infierno.

Que me quisieras para siempre, por siempre
excasos minutos.

Que mi amor fuera para tí el pan,
el agua, la sal, llave y cerradura.

Sólo quería que me adorases unos meses
que quisieras beber de mí, crecer conmigo.

Sólo he querido que te entregaras a mi juego,
que construyeras conmigo un cristal tras el que mirar la vida.




Sólo he querido que me amaras
como yo amo.

6 comentarios:

Anónimo dijo...

Ta muy chulo Iris, mola el " beber de mi y crecer conmigo", porque cuando compartes con alguien, un tiempo, unos minutos o años siempre quedan unas vivencias enriquecedoras que hacen al ser humano, crecer y ser mas sabio"

Ecnil dijo...

Todo depende de lo que se busque mientras se comparte, pero sí muchas veces quedan...

José María dijo...

A ver si sale ahora

Ecnil dijo...

Ahora si, perfecto

Blanquita de los Bosques dijo...

Por querer que no quede! luego ninguno hace lo que le vendria bien adorandonos como nos merecemos.. xDDD

Ecnil dijo...

a ti te adoran mas que a mi pecadora!